Propósito


Mi nombre es Adriana Marina, fundadora de animaná. 

Nací en Puerto Santa Cruz, en la Patagonia argentina. Me criaron en un hermoso lugar entre las ovejas, guanacos, los caballos y los sonidos de la naturaleza en sus formas más puras. Tendiendo a aportar una contribución a la visión del desarrollo local y de la globalización entiendo que el complejo universo de la moda y del diseño tiene un marcado impacto en aspectos sociológicos, económicos y que define comportamientos en la sociedad. Aún necesitamos entender y experimentar el importantísimo papel que representa la moda en la sociedad. Sin embargo, esta industria muestra dos lados muy diferentes: glamour y belleza se contraponen a la esclavitud y la contaminación. Si retrocedemos en la historia podemos observar que los orígenes de la moda  provienen de técnicas manuales de producción con fibras naturales. El diseño reflejaba la cultura y la sociedad. Éstas son imágenes de un mundo perdido que necesitamos recuperar.

Los principales actores en estas imágenes son los artesanos. Son maestros del arte que llevan en sus manos la sabiduría, los secretos ancestrales y los mensajes que transmiten cada pieza que crean. Creo firmemente que ha llegado el momento en que, como consumidores, debemos comenzar a escuchar.

animaná es la conexión invisible entre los secretos de la Patagonia y los Andes, lugares que encierran vitalidad, poder, naturaleza, misterio y las ciudades cosmopolitas del mundo. Nuestro objetivo es introducir una alternativa al proceso de producción y consumo de la industria de la moda. El mundo necesita respetar los procesos naturales de los materiales y los recursos humanos. animaná representa esta unión entre miles de manos trabajando juntas para construir un nuevo modelo para un futuro sustentable.

 

Aprende más sobre nuestra cadena de valor en nuestro video de Presentación

 

EUR